“Nada…” – Hace tiempo, tampoco mucho, cuestión de tres años, todo el mundo estaba en silencio en el despacho de Revistes. De repente entró Romà de Distorsió gritando “¡No sé nada!¡No sé nada!”, a lo que Kescuin se añadió gritando “¡No sé nada!¡No sé nada!”. Creo recordar que nadie fue a aquel examen. Si un caso preguntarles a los protagonistas sobre el suceso.

Alerta: Preguntar sobre el caso puede desembocar en la anecdota de la Foto de Eki y la aparición súbita de m0d.